¿Qué es coaching Ejecutivo?



¿Qué es el Coaching ejecutivo? ¿Cuál es el rol de un coach ejecutivo? ¿Por qué el Coaching Ejecutivo es una herramienta poderosa para las empresas?¿Quién es la estrella del Coaching: el coach o el cliente?

Es una relación de ayuda, de facilitación, entre un coach y un cliente, que puede ser un ejecutivo, un equipo o una organización en su conjunto. Es un observador entrenado, para facilitar el aprendizaje de su cliente, a través de sus preguntas ayuda a descubrir aquello que en soledad es muy difícil de identificar. Es que los hombres somos “hábilmente incompetentes”; estamos atrapados en nuestros modelos mentales, que impiden que adoptemos una perspectiva más eficaz.


El coach, desde la humildad y disposición al aprendizaje, ayuda a descubrir las raíces del problema y a destrabar los obstáculos que impiden la acción efectiva. El coach sabe que el origen de los problemas que enfrenta su cliente puede estar, en la forma en que el cliente interpreta el problema (sus modelos mentales) o en la estructura del sistema donde se desempeña. Por lo tanto, indaga tratando de ayudar al cliente a alumbrar aquellos puntos ciegos de su propia interpretación, enfocando con sus preguntas al mismo cliente y a la estructura del sistema.


Nuestra concepción del aprendizaje, define el terreno del Coaching. Aprendemos cuando identificamos y corregimos un error. Un error es toda discordancia entre lo que ocurre realmente y lo que deseamos que ocurra. Es una discordancia entre deseos y resultados (C. Argyris, 1999). A nivel personal, grupal y organizacional, inevitablemente encontraremos brechas entre lo que estamos logrando en la práctica, nuestros resultados, y lo que esperamos que ocurra, nuestros deseos. Ahora bien, no hay recetas magistrales ni mágicas para reducir o eliminar esas brechas. Es necesario intervenir a la medida de quién o quiénes identifican el error.


Así entonces el Coaching Ejecutivo se está transformando en una herramienta poderosa para las organizaciones empresarias porque ayuda a desarrollar las soluciones a medida, para los problemas únicos que enfrenta la organización; ya a nivel individual, grupal u organizacional. Definitivamente el cliente. El coach es solamente el espejo, que refleja la interpretación del cliente. Está entrenado para observar de una manera más aguda, para ayudar a reflexionar sobre cuál es la mejor forma de expandir el espacio de lo posible.


Dr. Horacio E. Cortese. coach y miembro del staff de tutores académicos Business Coaching School®


#CoachingEjecutivo #Coachingdeequipos #Diplomadoculturaàgil

17 vistas
Recibe nuestros artículos en tu correo